Los Feminicidios Desaparecen De La Campaña Del Estado De México

Para Obras Inconclusas Las De Morelia
29 mayo, 2017
Reconocen A Mujeres Polinizadoras En Día Mundial del Medio Ambiente: Fundación Reto Ecológico A.C
5 junio, 2017

Centro Histórico 417
Crescencio Cárdenas Ayllón

–Los feminicidios desaparecen de la campaña del Estado de México
–En México importa más el fútbol que la Ciencia reconoce niña de primaria
–En el Edomex todo será igual a otras elecciones y ganará MORENA

Ahora que al ver la euforia, la desbordante alegría, entusiasmo, fanatismo y hasta catarsis clásica del “pan y circo” de la gente aficionada al fútbol en nuestro país obliga a recordar aquel evento sobre investigación científica que se realizado en los primeros días del mes de Abril del presente año y del cual no se dio a conocer casi nada en los medios que atienden al gobierno federal y por lo cual nadie se enteró ni supo de lo acontecido en el mismo evento.
A la reunión efectuada en el Word Trade Center fue invitada a dar un discurso una pequeña de 11 años llamada Carolina Aranda Cruz, estudiante del quinto año de primaria, fue invitada a dar un discurso en el World Trade Center ante cientos de pediatras –ellos si fueron convocados la prensa no–, y del secretario de salud su discurso terminó con una frase devastadora ”pobre México nuestro tan cerca del futbol y tan lejos de la ciencia”.

Algunos pasajes de su exposición fueron duros, Carolina preguntó ¿Por qué apoyar más a los futbolistas que a los científicos? ¿Son mejores personas? ¿Producen mayor riqueza? ¿Nos divierten más? No, no lo creo, gracias a los científicos también nos divertimos, ellos inventaron las computadoras, los ipods, l simuladores. Además salvo algunos casos lo jugadores de futbol nos hacen ver muy mal mundialmente y nuest5ros científicos que nadie apoya no.

En otra parte de su discurso la niña Carolina expuso “me da pena que nuestro gobierno y nuestros empresarios inviertan tanto en fútbol y seamos y seamos tan malos. Me da pena que inviertan tan poco en ciencia y seamos tan buenos. Tenemos la mejor universidad de Hispanoamérica, según la revista Time y cada vez le demos menos recursos a la UNAM o al IPN ¿por qué no apoyar a lo que ya resultados? Un país que no invierte en ciencia y en educación siempre será un país pobre. ¿Queremos un México pobre?

Qué les parece Carolina dio al clavo y además tiene toda la razón ya lo vimos cuando por poco perdemos en futbol con Cuba país en donde ese deporte casi no se juega y perdimos con Honduras, pero ejemplos de esos abundan en la historia del fútbol mexicano. Por otro lado cabe mencionar otra vergüenza ya que el discurso de Carolina solo tuvo eco en un medio de comunicación escrito y e uno televisivo de los llamados educativos oficiales con lo que queda la pobreza noticiosa de los medios de comunicación y también se evidenció el poco interés por los asuntos que valen la pena y alertan en que si las cosas no cambian nos pasará lo que dijo Luis Echeverría (q.e.p.d) “Estábamos al borde del abismo y dimos un paso al frente”.

Por cierto Hace más o menos seis años tres jóvenes mexicanos ganaron medallas de plata y bronce en una olimpiada científica en Dinamarca en la que compitieron 52 países pero ningún medio de comunicación dio importancia alguna a mencionarlo pues repito, estaban muy ocupados en otras tareas de interés político que nada aportan al país, pero es un hecho que la ciencia a nadie importa y por ello no se difunde, muy a pesar que le sirve de relleno al presidente Peña Nieto en los discursos que le preparan los amanuenses a Peña Nieto pero que nadie pela, empezando por el de la voz como se dice en las actas ministeriales.

Por acá mesmo se leyó en el diario El País que en lo que va de 2017 se han dado 10 casos de femenicio en el Estados de México y esos asuntos o se dan a conocer en los mítines de campaña que se dan en ese estado. dio en lo que va de 2017.- Según cifras del Observatorio Nacional contra el Feminicidio (OCNF) entre 2015 y 2016 se registraron 626 asesinatos de mujeres. De ellos, sólo 296 fueron clasificados como feminicidios y únicamente se lograron 10 sentencias en contra de responsables.

Los datos contrastan con los de la Fiscalía del Estado de México. Según éstas en 2015-2016 se contabilizaron 123 casos de feminicidios y en lo que va de año son 10 casos más y en los dos años solo 8 sentencias Según una nota que hizo llegar la Fiscalía a ese periódico en los dos últimos gobiernos, Peña Nieto y Eruviel Ávila, ambos del PRI se ha realizado un “esfuerzo” por investigar los 321 casos de feminicidio que se tienen registrados entre marzo de 2011 y marzo de 2017 “de los cuales han sido judicializados más de 183 y se han obtenido 85 sentencias condenatorias, todas ellas de alta penalidad”.

El Estado de México, el imponente cinturón de más de 17 millones de personas que rodea la Ciudad de México, comúnmente conocido como Edomex, es uno de los más mortíferos para las mujeres y en el que más desparecen. La violencia contra las mujeres apenas ha ocupado espacio en los debates o en las propuestas de los candidatos. Y esto queda muy claro cuando los cuatro principales contendientes para lograr la gubernatura del estado han dedicado más tiempo en tratar de aclarar y exhibir a quién consideran el más corrupto.

Y nada de los programas y proyectos que beneficiarían, en todo caso, a los 11 millones de votantes mexiquenses.

Lo nuevo nuevo en Edomex es que no hay nada nuevo

Según distintas organizaciones, en los dos últimos años hubo 296 feminicidios, una cifra que se contradice con los datos oficiales de la Fiscalía local que señala que fueron, en realidad, 123 feminicidios. La violencia contra la mujer es de tal dimensión que cada hora es secuestrada una niña y las carreteras que cruzan la entidad acumulan cientos de carteles, afiches y espectaculares donde desesperadas madres ofrecen dinero por alguna pista que ayude a la localización de su hija.

En los últimos diez años se han denunciado un total de 2.367 mujeres y niñas en calidad de desaparecidas, no localizadas o extraviadas y/o ausentes. El rango de edad en el cual se concentran la mayoría de los casos es el comprendido entre los 15 y 17 años, según cifras de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México.

El asunto, sin embargo, sólo ocupó algunos segundos y fue pronunciado en cinco ocasiones durante el primer debate que sostuvieron los seis candidatos en liza. En el segundo debate, quince días después, ni siquiera eso.

Las mujeres, que proporcionan casi seis de los 11 millones de votantes del Edomex, no obstante, han sido un recurrente botín durante los dos meses de campaña. Los candidatos han propuesto desde un ‘salario rosa’ para las amas de casa hasta botones de pánico, una fiscalía especializada para la mujer, teléfonos de asistencia o cámaras en el transporte público. Medidas, algunas de ellas, criticadas por “folclóricas” y carentes de efectividad.

“Hay una invisibilidad total entre los candidatos y sus programas sobre la violencia contra las mujeres. Algunas de las propuestas que se hacen o son folclóricas e insultantes, como el salario rosa, o son, precisamente, las que no funcionan. ¿De qué sirve un teléfono las 24 horas si no está atendido por personal preparado? ¿De qué sirven las cámaras si no hay un mapeo con los lugares de mayor incidencia” se pregunta Luz Estrada, coordinadora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF).

“Las organizaciones de Derechos Humanos han hecho llegar un paquete de propuestas a los candidatos pero ninguno las ha incluido porque no hay voluntad real”, denuncia Estrada.

La ausencia del tema de los feminicidios y las desapariciones durante el debate público es aún más llamativo teniendo en cuenta que, en un suceso poco habitual en América Latina, tres de los seis aspirantes, son mujeres.

“En realidad las candidatas no han afrontado el tema porque no tienen propuestas reales y se limitan a proponer ajustes para maquillar el problema como botones de pánico o teléfonos de atención que no sirven, porque entrar a fondo del problema significaría cambiar aspectos fundamentales del Estado ya que estamos hablando de crimen organizado y redes de tráfico” añade Estrada.

Según su organización, entre 2015 y 2016 se registraron 626 asesinatos de mujeres. De ellos, solo 296 fueron clasificados como feminicidios y únicamente se lograron 10 sentencias en contra de responsables, datos que el OCNF considera que muestran el rezago que existe en la materia.

Actualmente en 11 de los 125 municipios del Edomex está vigente la Alerta de Violencia de Género. Precisamente la solicitud de esta alerta, llevada a cabo por diferentes organizaciones sociales se fundamentó en el señalamiento de “una violencia femenicidio y sistemática, donde se vulneran los derechos de las mujeres que habitan o transitan por su territorio (…) el contexto es tolerado y fomentado por una cultura misógina permeada tanto en el actuar de la sociedad como en el de las autoridades estatales”.

Paradójicamente, aunque a lo largo de la campaña se han barajado todo tipo de alianzas políticas, ninguna de las candidatas planteó una alianza de género para convertir los feminicidios en un tema prioritario en los debates.

“Son mujeres en puestos de poder que tienen una voz y un micrófono delante. Tienen la posibilidad de gobernar y es triste que hayan silenciado el tema. Y esto es peligroso porque el silencio es cómplice y mata”, dice Ciani Sotomayor, nombrada en 2011 la primera subprocuradora para la Atención de Delitos Vinculados a la Violencia de Género en el Estado de México, durante la administración de Enrique Peña Nieto como gobernador.

Ricardo Ruiz Carbonell, experto y asesor internacional en violencia contra las mujeres, señala que México ha suscrito todos los acuerdo internacionales posibles y ha puesto en marcha un marco legal que hasta el momento sólo opera sobre el papel ya que no cuenta con personal preparado. “Las dependencias no tienen expertos, psicólogos ni personal sensibilizado con lo que está sucediendo” señala.

Para Juan Carlos Gutierrez, coordinador de la asociación civil IDHEAS, “la invisibilización del feminicidio y la desaparición de mujeres en la actual campaña electoral, supone una terrible negación de la realidad y refleja la ausencia de voluntad política para afrontar el problema. Las y los candidatos están perdiendo una oportunidad única para asumir los retos que implica la alerta de violencia de género contra las mujeres, y proponer acciones gubernamentales de emergencia.

Por lo demás, todos estamos bien.
(CCA 30-05-2017)


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/laborissmo/public_html/wp-includes/functions.php on line 5275